El e-commerce:

El modelo de negocios actual

Publicado el 10 diciembre 2020

Vivimos en una época en que todo está enlazado por la tecnología. Realizamos casi todas nuestras actividades cotidianas a través del Internet, aplicaciones, redes sociales, tiendas en línea, etc.

03-5fd20a7f92029.jpeg

Bajo esta premisa, es un hecho que todos queremos hacer uso de la tecnología y ponerla a nuestro servicio. En concreto, recibir productos o servicios a través de unos simples clics. Casi todo se puede encontrar a través de aplicaciones móviles o sitios web, tenemos una gran variedad a nuestra disposición.

Esta revolución digital se desarrolla de manera global. El uso de nuestro smartphone ya no se limita a llamadas telefónicas, enviar mensajes o recibir correos. Nuestro teléfono inteligente está presente prácticamente en todo lo que hacemos. De tal forma que ahora se ha convertido en un modelo de negocio que se basa en las transacciones de productos y servicios a través de medios electrónico a través de las redes sociales o sitios web.

05-5fd20a9144f3e.jpeg

El comercio electrónico o ‘e-commerce’ ha avanzados a pasos agigantados en los últimos años a nivel mundial, pero América Latina es el perfecto ejemplo de ello. Durante los dos últimos años el crecimiento del uso de este medio ha sido exponencial.

Los factores para esta expansión son bastantes, pero principalmente es el efecto del internet y de las redes sociales, su crecimiento e interacción con los usuarios. Esto ha permitido que el crecimiento del comercio electrónico pueda llegar a lugares impensados, donde antes era imposible publicitar un artículo.

08-5fd20aabc5699.jpeg

Otro medio de expansión del comercio electrónico son las aplicaciones móviles, pues a través de estas, es posible cautivar a los clientes para ofertar productos y servicios.

Del mismo modo que el comercio tradicional, el comercio electrónico tiene como objetivo generar ventas, pero también nos permite tener una vista previa del producto, nos permite conocer a la compañía que lo publicita, las opiniones de los usuarios que la han utilizados, la calidad del servicio o producto en el que estamos interesados. Todos estos factores, hacen que el e-commerce sea muy distinto.

04-5fd20ac8cdec0.jpeg

Años atrás, para que una empresa pudiese generar ventas en otro continente tenía que ser una organización colosal, con diferentes sucursales, colaboradores y una gran capacidad logística.

En cambio, el comercio electrónico le brinda alcance global a todo el que desea incursionar en él. Y es que consumidores de cualquier país podrán ingresar a tu tienda virtual o cuenta en las redas sociales.

09-5fd20ad86cba0.jpeg

Simplemente debes desarrollar las estrategias adecuadas para conectarte con ellos.

Hablando de países, México y Colombia han sido unos de los principales en Latinoamérica en cuanto al crecimiento de las tiendas virtuales.

Cada día nos acostumbramos más y más a usar los teléfonos inteligentes prácticamente para todo lo que hacemos, desde comprar boletos o activar la alarma de la casa hasta monitorear nuestra salud.

Como resultado de ese crecimiento de la digitalización, también estamos siendo testigos de una expansión del comercio electrónico en todo el mundo.

10-5fd20ae2e8149.jpeg

En los próximos tres años, las transacciones en línea van a sobrepasar las transacciones en las tiendas en términos de relevancia; sin embargo, en la actualidad a un gran número de consumidores de Latinoamérica y el Caribe les preocupa mantener sus credenciales de pago seguras en ese espacio digital.

Esta aversión se refleja en el nivel de confianza que tienen los consumidores de la región en el sistema de pagos por internet, donde alrededor de 90% de los adultos en países como México, Colombia y Brasil le preocupa que alguien pueda tener acceso o se pueda robar su información personal o financiera por internet.

Adicionalmente, le temen al tema de las violaciones de datos y los hackeos, y creen que es probable que este tipo de hechos le sucedan a cualquiera.

01-5fd20afa36725.jpeg

Sin embargo, la región no es completamente escéptica: el 97% de los adultos en estos países quiere aprender más acerca de cómo proteger su información personal y financiera en internet.

Todos sabemos que la tecnología puede contribuir más a mejorar nuestras vidas, pero el crecimiento solo se alcanza si todos tienen confianza en el desarrollo del ecosistema digital.

07-5fd20b08d7528.jpeg

Es evidente que tenemos que forjar la confianza en el mundo digital de hoy, y podemos hacerlo cumpliendo nuestra promesa de desarrollar tecnologías innovadoras que hagan que las transacciones en Latinoamérica funcionen de la mejor manera y lo más seguro que sea posible.

Al combinar la vasta cantidad de nuevos datos disponibles en transacciones digitales, con la tecnología mejorada para la toma de decisiones, creamos un ecosistema de pagos digitales mucho más seguro.

13-5fd20b1d46525.jpeg

Además, los nuevos métodos de autenticación les permiten a los comerciantes asegurarse de que los consumidores por internet sean en realidad quienes dicen ser.

Soluciones que pueden verificar eficazmente la identidad de un usuario usando datos biométricos (como las huellas dactilares y el reconocimiento facial) para determinar de manera segura la identidad del tarjetahabiente ya están en uso. Además, el servicio de detección de fraude por medio de inteligencia artificial calcula el nivel de riesgo de una transacción y ayuda a que los bancos tengan una mayor precisión a la hora de aprobar los pagos que se hacen en línea.

06-5fd20b30949a8.jpeg

El comercio electrónico se va a convertir en el statu quo antes de lo esperado, y las expectativas de los consumidores relacionadas con la seguridad y la conveniencia inevitablemente se van a incrementar. En nuestro objetivo de lograr un mundo verdaderamente conectado, la confianza y la seguridad son factores críticos para un desarrollo digital exitoso.


Compartir en:

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

PUBLICACIONES RELACIONADAS